25.6.16

Colin Hanks debuta como director con un documental sobre Tower Records y elige su Top10 musical con Iggy Pop a la cabeza

Colin Hanks me habla de sus cantantes favoritos, entre ellos Iggy Pop, David Bowie o Beastie Boys. Acaba de debutar como director con el documental sobre el ascenso y caida de la cadena de discos Tower Records. All Thing Must Pass ya está en dvd. El actor de Fargo e hijo de Tom Hanks elige sus 10 canciones favoritas, ésas que le han marcado. Hay de todo. Tuvo su etapa rapera de chaval y de elegir hubiera viajado en el tiempo para ver a los Beatles. Podéis escuchar la lista creada en Spotify.
Leer más.

http://elpais.com/elpais/2016/06/23/tentaciones/1466694541_975864.html

En cuanto al documental sobre Tower Records, All Things Must Pass, esto fue lo que me contó.

La cadena de tiendas Tower Records facturaba en 1999 mil millones de dólares. En 2006, la mítica compañía quebró. Colin Hanks debuta en la dirección con el documental All Things Must Pass (Sony), que analiza la trayectoria de la empresa y de su rebelde fundador, Russ Solomon. “Desde que recuerdo, y gracias a mi madre, la música siempre ha estado presente en mi vida”, explica a Cinemanía Colin Hanks, que confiesa un importante punto de inflexión: los Red Hot Chili Peppers. “Su disco Blood Sugar Sex Magik me cambió la vida y me animó a escuchar todo tipo de bandas”. Curiosamente, su debut en el cine fue con la musical That Thing You Do!, dirigida por su padre, Tom Hanks. ¿Cambió su percepción de la música? “Si tu gusto musical no ha cambiado desde 1996, háztelo ver”, reflexiona. “En los últimos 10 años me ha interesado más el jazz y el blues. Me dejo llevar por mis estados de ánimo y por ciertas situaciones. Si no tienes un sentido amplio de la música o sólo escuchas un tipo de música es que tienes un problema”. Pero antes de convertirse en actor, Hanks soñaba con hacer algo relacionado con la música; incluso trabajar en aquella tienda a la que iba a comprar sus discos. El documental es, por tanto, el resultado natural de la unión de sus dos pasiones. Y la historia de Tower Records, un filón. “Abrir una pequeña tienda en Sacramento e invertir 30 años de tu vida en una empresa… debió ser algo especial, divertido y excitante”. Su próxima película es Elvis & Nixon, de Liza Johnson, en la que interpreta a a Bud Krogh, que ayudó a convencer a Nixon de que se reuniera con Elvis. ¿Qué le hubiera dicho este melómano al Rey de haberlo conocido? “Le hubiera pedido que me enseñase karate y que me aconsejase cuál es la mejor manera de protegerse de este negocio, y hubiera compartido con él uno de sus sandwiches de plátano y crema de cacahuete”.

[Artículo publicado en Cinemanía]