7.4.16

Opinión. 22/11/63 de Stephen King, con James Franco, produce J. J. Abrams para Hulu

(entrada subida originalmente el 30.4.15; esta entrada se ha actualizado con spoilers sobre el final de 22.11.63)

11.22.63 se estrenará el 6 de abril en España en el canal FOX como 22/11/63, que corresponde a la fecha en la que John F. Kennedy fue asesinado.
Otro cristal roto lo vemos en The Family.
La presentación del canal FOX de la serie con un dinner en Madrid


(opinión sin spoilers de 22.11.63)
Viajes en el tiempo, Stephen King, James Franco de prota, un caso tan enigmático como el asesinato de JFK… Pintaza así de primeras. Lo peor que tiene 22/11/63 es su título, lo mejor es cómo se va desenredando la trama episodio a episodio y que, al ser miniserie, tendrá un final en condiciones. O eso espero, porque aunque no he leído el libro de Stephen King sus finales suelen ser bastante WTF. Llevo vistos los tres primeros episodios, algunos más lentos que otros, pero todos me enganchan igual. James Franco, casi sin comerlo ni beberlo, viajará a 1960 a través de un armario (que no se explica cómo ni por qué aparece ahí) con la intención de salvar al futuro presidente. Que lo haga años antes de la fecha del título me hace pensar que el caso JFK no es más que un macguffin. Son las reglas del armario que, al contrario del Delorean de Regreso al futuro, marca una única fecha. Ni viajes al futuro ni a otra fecha del pasado. Es ésa. ¿Por qué? Porque no sabemos cómo murió realmente JFK y hay que tirar del hilo años antes. Un enigma dentro de otro.

Sin embargo, lo interesante de la serie es ver cómo Jake, el personaje de James Franco, todo lo contrario a un héroe, pues es un tipo guapo y de gran sonrisa pero de lo más normal y discreto, aprovecha ese viaje al pasado para cambiar algunas otras cosas, a riesgo de provocar un efecto mariposa. El destino se las ingenia tan bien y es tan puñetero que se presenta como un personaje más, capaz de "enfadarse" si Jake intenta cambiar lo que ya está escrito. James Franco no está mal, pero la serie no es una serie de personajes (aunque su mentor, Chris Cooper, está magnífico), si no que lo que pesa es la historia, esas secuencias que te mantienen en tensión o te dan qué pensar. Los años 60 son ideales para mostrar una EE UU aún inocente en muchos aspectos, como lo hace también The Man in the High Castle, donde las costumbres racistas y sexistas imperan a sus anchas como algo normalizado. Jake no es imprudente y acata "las órdenes" aunque habrá momentos en los que se enfrente con rebeldía a lo que le parece injusto. Como ocurría en Regreso al futuro, Jake aún no ha nacido, pero se encontrará a personajes que sí ha conocido en su presente y, para más inri, podría enamorarse de una bibliotecaria que vive en su mismo pueblo.

Viendo 22/11/63 te planteas diferentes finales, desde que Jake no abandone ese pasado, lo cambie o no, pues se sienta establecido en él por amor o por obligación (podría no poder volver), hasta que logre cambiar el asesinato de JFK y provoque un desastre aún mayor en su regreso al futuro. Lo más cinéfilo sería que no lograse el gran cambio, es decir que JFK muriese pues contra el gran destino no se puede luchar, pero que Jake consiguiese otros pequeños cambios que hicieran más felices a sus contemporáneos. En una de mis visiones, me imagino a Jake abandonando al amor de su vida en los años 60, para encontrársela de anciana en su presente de 2016, o tal vez a un hijo suyo que, en realidad, no podría haber existido y que sería mayor que él. No sé si daría tanto de sí la paradoja. No sabemos si muere en los 60 qué ocurriría, podría ser otra opción, que intentara evitar la muerte de JFK a riesgo de perder su propia vida… La serie está producia por JJ Abrams. Tras Perdidos intento no crearme nunca altas expectativas con este tipo de series.


¿Cómo termina 22.11.63? (con spoilers del final de la serie y del libro de Stephen King, y curiosidades)
La miniserie de Hulu ha tenido sus altibajos, algunos episodios me han aburrido, cuando se centraban demasiado en la pareja formada por Jake y Sadie. Ha habido secuencias, como la de Jake, Sadie y su marido, que han sido pésimas, muy mal rodadas. Pero, en realidad, como apuntaba cuando vi el piloto, el asesinato de JFK es un macguffin para adentrarnos en una gran historia de amor. ¿Era necesario mostrarla una y otra vez? No, pero, aunque estas partes me sobraban en muchas ocasiones, he de reconocer que el final, que es igual al del libro, me ha conmovido profundamente. Logra tocar la fibra porque te hace replantearte muchas cosas personales, que son las más universales de todas al fin y al cabo. Como apuntaba en el párrafo anterior, entre mis teorías estaba la que hemos visto finalmente: Jake logra cambiar el asesinato de JFK y provoca un desastre aún mayor. Cuando regresa a su tiempo, todo está derruído, en guerra, con campos de refugiados, EE UU no es una gran potencia. En lo personal, escribía, "me imagino a Jake abandonando al amor de su vida en los años 60 para encontrársela de anciana en su presente de 2016". Pensé que Sadie no moriría, pero así es al cambiar el asesinato de JFK. Jake regresa de nuevo a los años 60 y busca a esa Sadie que no le conoce, pero que parece enamorarse de él a primera vista. Para el espectador queda claro que su historia de amor era real comenzase por los motivos que comenzaran. El personaje misterioso que siempre alertaba a Jake, reaparece para advertirle de nuevo de que es imposible cambiar el destino. Sadie morirá si le mete mano al futuro, pero no lo hará si regresa por donde ha venido. Me queda una duda: si Jake hubiese regresado a su tiempo (perdiendo a Sadie) y se hubiese encontrado una nación y un mundo perfectos, ¿qué habría hecho? Al fin y al cabo, regresa porque su decisión de cambiar la historia le lleva a perjudicarla. La última secuencia, con Jake buscando a Sadie, es superdolorosa. Sadie es una mujer anciana, muy feliz y reconocida, cuya sonrisa cautiva a Jake, que baila con ella imaginándose a su Sadie de joven. Un final que hace soltar la lágrima, pues es algo que nunca podrá cambiar por mucho que lo intente, es un imposible, algo de lo que jamás se recuperará. Pero al menos ha podido tener un último baile con la mujer a la que amaba. Ella nunca lo sabrá, pero algo mágico parece unirlos de alguna forma, algo que percibe ella, como de otra vida. Seguramente, Sadie le reconociera, aunque no se acordara, del segundo viaje de Jake. Me parece un acierto que la anciana sea otra actriz, que no hayan maquillado a Sarah Gadon. Al parecer, Bridget Carpenter, la showrunner, llamó a Eva Marie Saint para que interpretase a la anciana en un claro homenaje a Hichcock (Con la muerte en los talones), pero ella declinó la oferta y es Constance Towers quien pone cara a la Sadie del futuro. En la serie no vemos lo que sí cuenta Stephen King en el libro sobre esos 50 años en el futuro si JFK hubiera sobrevivido. Hillary Clinton era presidenta y Maine, lugar de nacimiento del escritor y habitual localización de sus historias, se había separado de EE UU uniéndose a Canadá (me parto). Por cierto, seguramente Bridget Carpenter cuente con James Franco en la adaptación de otra historia de Stephen King, Ojos de fuego (Firestarter), que, a mí, personalmente, me encanta (fin de los spoilers).


Más información:

Tráiler oficial de 11.22.63. James Franco viaja en el tiempo gracias a un armario. Jate tú.
Hulu se lanza de cabeza con 11/22/63, el thriller con viajes en el tiempo basado en la novela de Stephen King sobre el asesinato de JFK. La miniserie de ocho episodios producida por Warner y Bad Robot, de J. J. Abrams (ahora con Star Wars) y protagonizada por James Franco fue presentada ayer y se estrenará el 15 de febrero de 2016. Los dos primeros episodios los dirigirá Kevin Macdonald (El último rey de Escocia). J. J. Abrams fue el que convenció a Stephen King de hacerla serie, en vez de película. El CEO de Hulu comenta en una entrevista en Variety que piensan que 2016 será el año de Hulu. En la serie, James Franco es un profesor de inglés que viaja al pasado, a 1960, para evitar el asesinato del presidente de EE UU tres años después. Chris Cooper es su mentor y amigo, el propietario del Al’s Diner, y Sarah Gadon la bibliotecaria que se enamora del profesor y no sabe nada de su historia. Vía

2 comentarios:

Paco Pepe dijo...

El final del libro no es tan WTF como nos tiene acostumbrados el Sr. King. De hecho para mi es uno de los más emotivos que ha escrito. De momento la trama es, obviando alguna que otra cosilla sin importancia, un 1:1 de la novela. Espero que no se desmadre como ocurrió con 'La Cúpula'.

Javier Alvarez dijo...

Yo me he leído el libro y ayer acabé la serie. Me gustó la adaptación.