21.2.16

Love (Netflix): el amor según Judd Apatow

(subida originalmente 17.1.16)

(sin spoilers) Love es la nueva serie de Jude Apatow para Netflix que se podrá ver en el canal desde el 19 de febrero. Love está protagonizada por Gillian Jacobs (Community) y Paul Rust (Comedy Bang! Bang!), que también escribe y produce la serie con patow y Lesley Arfin (Brooklyn Nine-Nine). ¿San Valentín? Olvídalo. Estos dos acaban de cortar con sus respectivas parejas y están hechos un lío. Ella, que trabaja en la radio, es más dejada que él, que trabaja en la tele; pero a él le pasa de todo siempre. Como cruzarse con ella. Lo que comienza como un encuentro casual en una disputa en medio de un súper podría derivar en una gran historia de amor. O no. Ya he podido ver los primeros episodios, pero no puedo comentar nada. Sólo diré que es todo lo contrario a lo que pienso de Girls, también de Apatow. Y ya sabéis que odio Girls :)

Love tiene 10 episodios y se ha confirmado segunda temporada, en Netflix.



Opinión del piloto de Love, que dirige Dean Holland (Parks and Recreation) y curiosidades del resto de episodios.

La intro me recuerda a la de Man Seeking Woman.
La amiga de Gus es Charlyne Yi, pro-vegetariana.
Toda relación tiene un comienzo. En Love arranca en un supermercado a primera hora de la mañana. Cuando ya no está el corazón para fuegos artificiales, y se ve la realidad tal y como es. Antes hemos conocido a sus protagonistas. Mickey ha deseado encontrar el amor y ha sido eso lo que le ha jodido la vida. La última de sus relaciones, bastante cutre: un drogata inmaduro, que vive aún con su madre y lleva gorra y una camiseta de Circle Jerks. Gus, por su parte, siente que ha desaprovechado la suya, siendo más maduro de lo normal (la primera vez que aparece lleva una camiseta de Foo Fighters) y mimando a una mujer que no le correspondía. En el piloto de Love nos presentan a estos dos personajes abocados a conocerse. ¿Podrán enamorarse? Es más: ¿sabrán lo que es el amor cuando lo consigan, lo valorarán? Algo que llevan ganado es que, por lo que vemos, su vida sexual es patética, algo que podrían solucionar juntos.

Madchen Amick (Twin Peaks) como madre de la hija de Jude Apatow.
En Love volvemos un poco al rollo hipster de Girls, que para eso produce Jude Apatow, pero me gusta más esta perspectiva de pareja treinteañera, cansada, que no entiende por qué otros sí y ellos, no. "Es peor ser falso que borde", le dice su novia a Gus, ella que se ha acostado con otro. Él se va, pero cuando habla con sus amigos, da a entender, débil, que podría volver con ella si ella quisiese. Gus, que se etiqueta de friki hostil y deprimido, parece una suerte de Woody Allen que intenta ser quien no es (cuando le proponen un trio, fuma un porro...). Tiene que lidiar con una joven estrella de la televisión (Iris Apatow, hija de Jude Apatow) en una serie que se llama Wichita en los estudios Mar vista. La que hace de su madre en la serie es Madchen Amick (Twin Peaks).

Emily Sandifer y Jennifer Blakeslee en tetas
Mickey tampoco puede vivir sola y alquila su apartamento a otra chica, australiana (Claudia O'Doherty, Y de repente, tú). Para más inri trabaja en Gravity G, en un programa de radio, A corazón abierto, donde tiene que soportar a una especie de Frasier (Brett Gelman) que dice cosas como "ustedes escuchan, nosotros oímos". Con un fino humor negro, drogas (el diazapan hace milagros), cuernos, música, taxis Uber, fiestas en piscinas y diálogos ocurrentes, Love vendría a ser la respuesta a Togetherness, pero con treinteañeros. Desean volver a los 20 para olvidar que están jodidos emocionalmente, pero en realidad les gustaría estar asentados en pareja, encantados de poder caminar de la mano hacia los 40.

Paul Rust es un descubrimiento. Gus es feliz con Mickey.
Esta escena de la manta me recuerda a la de Girls: batamantas power.
Como me pasó con Togetherness, Love es para verla del tirón, engancha. Aunque no empatice con un tío tan feo (las cosas como son) y una tía con tan baja autoestima, él me hace tela de gracia, sus comentarios de loser, y de ella me gusta que va a saco, metiendo la pata para salir del agujero sin ayuda. Las interpretaciones son cojonudas y te ríes con las reflexiones sobre la vida de estos dos, en especial las que están relacionadas con las cosas que tienen en común y que van descubriendo. Love es otra vuelta de tuerca a las romcom de siempre (como hace también The Mindy Project), con mención a alguna de ellas (Cuando Harry encontró a Sally, Pretty Woman) en el segundo episodio.

El cuarto episodio, La fiesta, está dirigido por John Slattery (Mad Men). Rich Sommer, Harry en Mad Men, interpreta a uno de los ex de Mickey, cabreado con ella. Gus toca la guitarra con sus amigos (se inventan temas relacionados con películas) y también en la fiesta (Jet, de Paul McCartney & Wings).

En el quinto episodio, La cita, aparece Will Sasso haciendo de camarero. Crista Flanagan, también de Mad Men, es la mujer que acompaña al hombre que habla alto en el restaurante (no se la ve, cameo extraño).

En el sexto episodio, Andy, toma el nombre del cómico Andy Dick, que hace de desfasado, al que se une de farra Mickey, perdiéndose en el metro. El guionista de Wichita lleva una camiseta de Appleton Area Jaycees, organización sin ánimo de lucro para jóvenes. Guiño Cócteles fuera de serie. Andy y Mickey se conocen bebiendo tequilas Jose Cuervo en el bar 323. Atención al careto de Gillian Jacobs imitando a Bette Davis a lo Crazy Eyes.

En el séptimo episodio, Magia, Mickey critica el sexismo de los magos, todo tíos con mujeres como ayudantes. El momento consolador enmudece a Gus. La frase de Bertie, la compañera de piso: "Tenía la polla tan pequeña que parecía un clítoris".

En el octavo episodio se retoman las canciones de la banda de Gus en una pequeña fiesta en su casa. Gus se hace muy amigo de una de las actrices de Wichita, la exuberante Briga Heelan. Gus comparte sus cotilleos en el rodaje con un ayudante que en este epi lleva una gorra de Breaking Bad y comenta cómo en muchas películas el prota blanco tiene un confidente negro.

En el noveno episodio (con spoilers), me sorprende el giro que da la serie, con Gus borrando de su móvil el número de Mickey, aceptando la relación con la actriz e integrándose más en su trabajo, donde le compran uno de sus guiones.

En el décimo episodio (con spoilers), El final del principio, Robin Tunney (El mentalista) es una de las "adictas al amor y al sexo" en la terapia a la que va Mickey. Dice que era "gorda y fea en el instituto" y que tenía miedo a morir sola, pero que llevaba un año soltera y feliz. ¿Cómo termina la primera temporada de Love? Mickey sabe que es una adicta al amor, pero, tal vez, Gus, no. Gus, a pesar de intentar borrar a Mickey de su vida, cuando es despedido de su curro y despreciado por la actriz que no quiere volver a verle, sube una foto de instagram de su nevera vacía, para que Mickey sepa que él vuelve a ir al supermercado donde se conocieron. Mickey acude hasta allí y le pide perdón, razonándole que ella necesita estar sola durante al menos un año. Sin embargo, Gus la besa. La segunda temporada nos hablará de la relación de esta pareja que necesiatrá saber si son adictos uno al otro o sólo al amor.



Love y Freaks and Geeks comparten a una pareja muy especial.